Claudio Aguayo | La piscina, una estética artística y personal

El interés de Claudio Aguayo por buscar crear una nueva forma de experimentar y de vivir una piscina: un espacio bastante cotidiano donde es poco común ver arte, surge a partir del diseño y la austeridad. Ya que crear una piscina que sea innovadora, no es una tarea fácil, si se trabaja con una permanente combinación transgresora entre diseño, arquitectura y pintura, y se busca un auténtico lenguaje artístico propio.

Esta propuesta llamada “Piscina de diseño”, donde se produce inevitablemente un riesgo y vértigo por parte del artista que la lleva a cabo, es una experiencia un tanto adrenalínica. Para crear, Aguayo no busca la comodidad de lo simple, ni el camino más fácil y corto de lo conocido. La creatividad tiene su propio ritmo, así descompone la simplicidad y la lleva a áreas más complejas. Para ello, se requiere llegar a un estado de atención y observación, donde vuelve a armar un proyecto inédito. “El resultado es muchas veces extraordinario”, dice Aguayo.

Todos sus proyectos relacionados con piscinas y arquitectura de exterior, así como sus obras pictóricas, transitan entre lo metódico de la ejecución y la libertad creativa, para él ambas son necesarias para innovar.

Con el objetivo de crear una percepción distinta y entender cada encargo como un espacio de agua cercano a lo “casi” pictórico y escultórico, las obras de este artista son una parte esencial del espacio arquitectónico y de diseño que fluyen entre la contemplación y el disfrute, invitando así a las personas a formar parte de la alegría y emociones positivas que provocan la mezcla del arte con este elemento vital: el agua.

¿Qué buscas en tu obra?

El término “casi “lo utilizo, porque da lugar a seguir buscando sin límite. Es para mí la motivación fundamental para trabajar experimentando y crear combinando con distintos elementos un proyecto único que no solo de valor a la obra y su entorno. Busco también crear valor en la experiencia de mis clientes, interactuando con ellos, tomando iniciativas creativas, valorando sus necesidades, aportando soluciones de diseño y también sumando un lenguaje artístico propio.

Entre el arte y el diseño

¿Cómo clasificas tu trabajo?

Clasificar mi trabajo, no es una tarea fácil. A veces una obra es pensada por una persona con distintas experiencias, en torno al arte, diseño y especialidades anexas, y ves además cómo se plasma todo en la construcción de su obra. Se percibe que cada proyecto es reflejo de su pensamiento y su visión. Lo claro es que todo esto, por tener mixtura, te lleva a darle un sentido poético al resultado.

¿Cuáles son tus influencias?

Las influencias de la Escuela de Arquitectura y Diseño PUCV en mi obra son notorias y me han acompañado siempre. Tuve como estudiante, la posibilidad de explorar y experimentar desafíos de diseño en lugares pristinos y alejados de la civilización como en las travesías a Cabo Froward Estrecho de Magallanes o en la selva amazónica con una visión e impronta épica en todo lo que creábamos.

El manifiesto de Claudio Aguayo, conlleva un “no” gigante a la monotonía y la falta de humanidad en la producción de objetos y espacios seriados. También suman utilidad el dinamismo y lo lúdico que genera lo único y personal del diseño de autor. El artista además, se opone a la norma y la brecha que separa el diseño del arte.

¿Cuál es la conexión en tus obras?

Tengo una íntima conexión con el agua: con sus ríos, lagos y mar. Vivo la calma y la adrenalina a través del deporte del kayak, conozco su temperamento, su belleza y energía que son fuente permanente de inspiración para dar vida a mis obras. El agua, mis obras y yo somos inseparables…

Lo que más me apasiona de mi trabajo, es que cada obra es una invitación a pensar algo que no existía. Ese solo acto ya me dignifica. Lo demás es gesto creativo y gestión constructiva.

El diseño de autor al alcance

Es por esto que cada proyecto de piscina en Aguayo, contempla una obra bidimensional instalada para ser un elemento protagónico, cómplice del agua y del espacio. Es una obra pensada para la piscina y su espejo de agua. Estas obras sacan sonrisas y provocan emociones. Son hospitalarias y permiten estar cerca del agua de una manera placentera tanto en su uso y su contemplación.

¿Cuál es tu próximo desafío?

Mi nuevo desafío está en pleno desarrollo. Estoy también trabajando en una nueva exposición personal que representa una profunda búsqueda a través de un proyecto experimental en torno a las posibilidades de la pintura y la materialización poética del agua. La exposición se denomina DIÁLOGO ENTRE EL AGUA Y EL SOL y se inaugurará el lunes 18 de diciembre en la Galería Chimkowe.

También tengo pensado proyectarme con más énfasis en el desarrollo de pintura experimental para espacios interiores, sin dejar de atender los espacios exteriores…

Comentarios

comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.