De-velado, la nueva exposición de Marcela Krause

Sorry, this entry is only available in European Spanish. For the sake of viewer convenience, the content is shown below in the alternative language. You may click the link to switch the active language.

La expresión puede convertirse en una búsqueda eterna, puede ser  aquello que mueve al ser para generar cambios tanto internos como externos y, sobretodo, un motivo para innovar en la forma de crear.

Ser transparente, mostrar cada capa, dejar que se vea más allá de la piel (superficie) para apreciar las venas, la sangre, las células que recorren nuestro cuerpo. Dejar ver… las emociones, los sentimientos, para encontrarnos con nosotros mismos y ser, hacia los demás, transparentes. En una especie de analogía entre la realidad personal y las diversas formas de crear, Marcela Krause encontró un soporte que homologa ambos espacios, lo interno y lo artístico.

En la actualidad pareciera ser que la pintura está muerta o, al menos, agotada en sus formas. Sin embargo no es así, diversos artistas mantienen viva esta antigua forma de hacer arte visual, cambiando los soportes, los formatos, perfeccionando la técnica. De-velado, es una manifestación de lo anterior, un retorno a la pintura y al color desde el soporte, desde la transparencia que nos permite ver el bastidor, el engrapado y las diversas capas que se pueden formar.

 

Cada obra de Marcela Krause es una representación de su vida, de sus inquietudes y pasiones. De ese encuentro obsesivo entre la creación y la expresión, que va desde la investigación por nuevos soportes hasta un sistema de dominación frente a la técnica y lo aprendido. En este caso, la serie de obras que presenta son un reflejo de diversos caminos de la artista, quien durante la época de “aprendizaje” del soporte partió con el blanco y negro para ver cómo se transparenta la pintura, cómo llena ambos espacios del lienzo y sus diversas transformaciones, para luego pasar por un periodo donde todo era azul y, más adelante, llegó lo multicolor. Cuando la técnica ya está aprendida, solo queda la obsesión de conocerla en cada una de sus formas.

Y es el color lo que da fuerza a sus trabajos, aquello que viene desde lógicas concepto-matemáticos, que se mezclan y conviven uno al lado del otro, mezclándose, jugando en una danza interminable que se revuelve en lo que es De-velado, que presenta desde el escenario hasta lo que hay tras bambalinas. Es por eso que su trabajo evoluciona desde la misma experimentación para minimizarse y cambiar el formato de la pintura sobre el lienzo a tan solo retazos del mismo, a tiras que se superponen sobre la luz para mostrar el volumen, los cambios y la multiplicidad que le entrega la transparencia.

Arte Al Límite
Arte Al Límite

El robot que hace y deshace el sitio web de Arte al Limite.