“Entre el dolor y la nada” Nostálgica búsqueda de la memoria

Tras pasar casi una década entre Europa, América y Asia, el artista multidisciplinar malagueño PABLO MERCADO regresa a su tierra con una exposición llena de nostalgia. 

La Galería Isolina Arbulú presenta la obra de Pablo Mercado, artista malagueño que regresa a su tierra tras una exitosa trayectoria entre Taiwán, Corea del Sur, México, Holanda, Alemania,y Japón, donde ha expuesto en museos, galerías e instituciones de prestigio internacional. El trabajo de Mercado tiene una sutil fuerza que no deja indiferente al espectador. 

“Entre la experiencia del dolor y la nada, elegiría el dolor” (Wiliam Faulkner). La obra de Mercado busca explorar el enígma de la mente humana, indagar sobre cómo nuestro cerebro procesa, fragmenta y fragmenta los recuerdos y vivencias. Ante la amenaza de no sentir, siempre elegiremos el riesgo de vivir. 

La exposición arranca con dos piezas que el artista presentó en 2016 en Corea del Sur de la serie “Limb of Theseus”, una reflexión sobre la paradoja de Teseo que plantea si un objeto sigue siendo el mismo cuando sus partes han sido reemplazadas. Mercado presenta esta paradoja con dos oleos, un hombre y una mujer cuya identidad queda en un enigma.

La segunda sala de la galería presenta un autoretrato del artista ante el espejo, el encuentro con nosotros mismos en la intimidad frente a la imagen que proyectamos hacia los demás. De nuevo el papel que la mente juega en nuestras percepciones está presente. 

La tercera y gran sala de la galería ha sido dividida en dos partes que se encuentran pero no se unen. Delicados óleos sobre lino de la serie más reciente del artista “Tu huella sobre mi piel” que plantea de forma sutil y magistral cómo el recuerdo de las personas que ya no están, han dejado una huella imborrable en nuestra piel. 

Como cierre, “Fragmented Memories”, una obra a caballo entre la video instalación y la escultura, pieza que el artista ya mostró en Holanda y ha sido recuperada para esta exposición. Mercado indaga sobre la fragmentación de la memoria; una televisión antigua que ha sido deconstruída, fragmentada en una esfera infinita y que sigue funcionando a pesar de su nuevo estado, el objeto recuerda quién ha sido a pesar de su nuevo e inverosimil estado. 

Esta exposición podrá visitarse en la Galería de Isolina Arbulu, en Marbella -parte del estudio del arquitecto Ernesto Palanco hasta el 10 de noviembre. 

La exposición se inauguró el pasado 11 de septiembre con gran exito de asistencia. Utilizamos el jardín de la galería para disfrutar de un vino juntos mientras la exposición se visitaba en grupos reducidos manteniendo las medidas de distancia y seguridad frente al COVID, demostrando que es posible seguir con la cultura y el arte en estos tiempos tan complicados. La exposición puede visitarse solamente con cita previa. 

Comentarios

comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.